tapiales

viernes, septiembre 15, 2006

Mutaciones en Fundaciones Científicas (2002)

La Epopeya de las Mutaciones Oleosas en la Identidad de las Fundaciones Cientificas (Campomar) (2002) por Eduardo R. Saguier* Muchas son las razones por las cuales un ciudadano que formula denuncias se refiere a circunstancias que tienen lugar en una sociedad, en un directorio, o en un consejo de administracion, en donde los responsables son numerosos y entre los cuales se encuentran los verdaderos culpables de las irregularidades, inmoralidades y delitos de que se los acusa. En esos casos, mas que agraviar e impugnar al denunciante lo que corresponde es practicar la investigacion pertinente para conocer la veracidad y el eventual impacto de dichas inmoralidades y delitos en la vida, las virtudes individuales y el capital social y cultural de las instituciones. La indiferencia o negacion de lo denunciado es mas repudiable que la ausencia de una firma, una evidencia documental o un dato identificador. Las anomalias, vicios, deformaciones y delitos que se denuncian en este caso y las figuras morales y delictivas que les corresponderian, tales como ingratitud, encubrimiento, mutacion de identidad, ocultamiento, simulacion, malversacion, fraude y abuso de autoridad, son por su gravedad, derivaciones y funestos precedentes mas relevantes que las personas de sus eventuales ejecutores. Y todo esto debe ser meditado con mas razon y dolor cuando se trata de ambitos de carácter publico y de valor trascendente como lo son las instituciones de la cultura y de la investigacion cientifica. Tal es el caso de mi preocupacion actual por los eventos que vengo denunciando, y ante lo cual el Dr. Luis A. Quesada ha asumido comedidamente una representacion y defensa que no le corresponden. A mis primeras objeciones y sospechas de la participacion de la Fundacion Campomar en el encubrimiento de una megaestafa o endeudamiento fraudulento a escala internacional, de la que ha sido victima el pueblo argentino, se ha sumado ahora un nuevo inventario de deformaciones, anomalias y delitos, de cuya fuente informativa me guardo legitima reserva, al cual concedo coherencia, autenticidad y verosimilitud, no porque venga en auxilio de mis argumentos sino porque potencia la denuncia que estoy investigando, al extremo de descubrir la intervencion dolosa de factores crematisticos e ideologicos, que hasta el momento fueron arteramente ocultados o disimulados, por motivaciones que aun se ignoran. Frente a estos hallazgos y frente a las acusaciones del Dr. Quesada sobre supuestas "calumnias" que lo afectarian en su buen nombre y honor, y a su inexcusable demora (mas de cuatro dias) en evacuar las sospechas recaidas sobre su pasado desempeño como autoridad de la Fundacion Campomar, asumo ahora el deber de formular mas de una docena de nuevos interrogantes, que se agregan a los infructuosamente formulados anteriormente al exPresidente Dr. Israel Algranati, todo con copia a la Oficina Anticorrupcion, para que esta vez sean contestados ya no por el Dr. Quesada, sino por quienes serian los directos responsables de estas ultimas maniobras, a saber el Presidente Ricardo Wolosiuk y el Vice-presidente Enrique Belocopitow, y subsidiariamente los subdirectores y tesoreros Osvaldo Podhajcer y Fernando Pitossi. Esta bateria de interrogantes son : 1) ¿es cierto que en 1999, renunciaron los miembros "permanentes" de la Fundacion Campomar y se reformaron sus Estatutos ? ; 2) ¿es cierto que la parte sustancial de la reforma consistió en que las autoridades serian elegidas por el voto directo de un padrón de electores, que más tarde pasó a ser manipulado arbitrariamente por las autoridades de turno ? ; 3) ¿es cierto que las ultimas elecciones que tuvieron lugar el 10 de diciembre ultimo, fueron concertadas irregularmente en el tiempo (ya que tengo entendido que los estatutos establecen claramente que los nuevos consejeros deben elegirse con tres meses de anticipacion, o sea, a fines de septiembre) ? ; 4) ¿es cierto que la eleccion fue amañada, pues el padron de electores fue "depurado" apartando a investigadores en actividad y permitiendo votar a miembros que hace ya años abandonaron la investigación cientifica ? ; 5) ¿es cierto que uno de los miembros recientemente electo en su Consejo de Administracion tendría en su haber denuncias policiales y penales ? ; 6) ¿es cierto que un importante empresario ligado al Opus Dei y acusado publica y recientemente por la AFIP de evasion impositiva en la venta de su empresa a Petrobras (que seria Gregorio Perez Companc), exigio a la Fundacion Campomar a cambio de donaciones sustanciales, la mutacion de identidad de la Fundación, para pasar a denominarla Fundación Instituto Leloir ? ; 7) ¿es cierto que la mutacion de identidad fue orquestada a partir de un operativo de ingenieria financiera consistente en maximizar el capital simbolico de la Fundacion a los solos efectos de incrementar su potencial crediticio y en total menoscabo de su capital social (gratitud, solidaridad, reciprocidad, transparencia), y su capital cultural, integrado por virtudes tales como el pluralismo, la comunicabilidad, y la flexibilidad ? ; 8) ¿es cierto que esta mutacion fue pergeñada contra la expresa voluntad de las familias Leloir y Campomar, con una celeridad "sospechosa" por parte de la Inspeccion General de Justicia, pues tuvo lugar en octubre de 2001, pero recien fue comunicado a los investigadores seis meses despues, en abril de 2002 ? ; 9) ¿es cierto que ante un caso similar, la familia Otero Monsegur y el exespia Fernando de Santibañez no lograron torcer el brazo del Consejo Administrador de la Fundacion Universidad Torcuato Di Tella (UTDT), y en el caso de la Universidad de San Andres (UdeSA), las donaciones de Francisco de Narvaez e hijos no pretendieron jamas condicionar sus estatutos e identidades ? 10) ¿es cierto que la Fundación Campomar, pese a su ingente patrimonio (U$S 10.000.000), arrastró durante casi diez (10) años una deuda millonaria con bancos estatales, y sorpresivamente, hacia fines de 2001, dicha deuda fue cancelada a precio vil, en pesos, y poco antes de la devaluación, por las autoridades de entonces, el Presidente Dr. Ricardo Wolosiuk, el Vicepresidente Dr. Enrique Belocopitow y el Tesorero el Dr. Osvaldo Podhajcer ? ; 11) ¿es cierto que dada la premura de dicha cancelación, puede que se hayan usado para cancelar la deuda fondos de subsidios y creditos pertenecientes a investigadores y proyectos de investigacion depositados en las cuentas de la Fundacion, con lo cual se estaria frente a una malversacion de caudales publicos ? ; 12) ¿es cierto que actualmente la Fundacion Campomar adiciono en su organigrama una division denominada Unidades de Negocios ? ; 13) ¿es cierto que el Tesorero de la Fundación, Dr. Osvaldo Podhajcer, junto con uno de los Sub- Directores, Dr. Fernando Pitossi, amen de otros socios externos, instalaron, no se sabe si como propietarios ó empleados (lo que seria igualmente grave, dada su posicion jerarquica en la Fundación) una empresa privada en la Fundacion Leloir, cuyos dueños y objetivos reales son desconocidos para los demas investigadores, asi como los fondos que las subvencionan ?. Finalmente, hago una apelacion a los biologos, bioquimicos y cientificos de todo el pais, a los efectos de abrir un debate publico sobre esta denuncia e iniciar una campaña de recuperacion de la Fundacion Campomar de manos de quienes habrian capitulado ante los intereses del gran capital financiero y faccioso, que actualmente estaria enquistado en forma fraudulenta en su Consejo de Administracion. *Eduardo R. Saguier, Ph.D. Investigador Independiente del CONICET cc. : Oficina Anticorrupcion, Dr. Manuel Garrido

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home